Conocer El Caribe para entender América: Tan lejos de Dios…

Tan lejos de Dios… Las relaciones del Caribe con Estados Unidos

Antonio Gaztambide-Géigel

PVP: 21,50 € // ISBN: 978-9962-05-788-8 // Tamaño: 24 x 20,5 cm //Páginas 288

Segunda edición en colaboración Otramérica, Ediciones Callejón (Puerto Rico), Editorial Oriente (Cuba)

 

NOVEDAD EDITORIAL. Lo que conocemos como Caribe no siempre ha sido llamado así. Golfo de Tierra Firme, Mar Océano, Indias Occidentales, Antillas, Caribe, West Indies… el Caribe es en realidad un espacio político y cultural más allá de su delimitación física, una frontera imperial, la pizarra donde se formula la ecuación hegemónica estadounidense, un territorio marcadamente afroamericano de resistencias, alianzas, rupturas, revoluciones…

El puertorriqueño Antonio Gaztambide-Géigel nos va develando las capas que invisibilizan la historia reciente del llamado Gran Caribe y su papel clave en la conformación de lo que conocemos como América Latina a partir de las políticas nombradas –y las sin nombre- que las burguesías de EEUU han impuesto en la región. En el Caribe, epicentro del proyecto colonial europeo, nació el capitalismo moderno y se libraron las grandes batallas imperiales europeas. Desde 1898 es un espacio complejo que no se puede entender sin analizar el papel del Coloso del Norte. Un conjunto de ensayos que alternan actualidad, análisis, nuevas formas de aproximación desde la historia crítica y claves para imprescindibles para entender la América Latina del siglo XXI.

Sobre el autor

Antonio Gaztambide-Géigel es Catedrático de la Facultad de Ciencias Sociales del Recinto de Río Piedras de la Universidad de Puerto Rico. Sus ensayos sobre el Caribe y sus relaciones internacionales han sido publicados en revistas especializadas de varios países y es autor de dos capítulos de la General History of the Caribbean de la UNESCO. Doctorado en Historia contemporánea de Estados Unidos (relaciones internacionales) de la Universidad de Princeton, ha sido profesor visitante también de la Universidad de Oriente, en Santiago de Cuba, de la Universidad de La Habana y de la Universidad Central de Venezuela (UCV), entre otros lugares. Fue el primer presidente de la Asociación Puertorriqueña de Historiadores, participó en la Junta Revisora de la Oficina de Preservación Histórica de Puerto Rico y fue vicepresidente de la Asociación de Historiadores del Caribe.